• martes 04 de octubre del 2022
728 x 90

Un barco chino de investigación atraca en Sri Lanka pese a las presiones de India y Estados Unidos

img

MADRID, 16 Ago.

El barco chino de investigación Yuan Wang 5 ha atracado de manera oficial este martes en el puerto Hambantota, en el sur de Sri Lanka, una vez que se aplazase la llegada del barco por presiones de países como India o Estados Unidos.

El buque ingresó el primer día de la semana en la Zona Económica Exclusiva de Sri Lanka y continuará a lo largo de siete días con fines de reposición, conforme han informado los medios locales.

Sri Lanka dio el permiso a fin de que atracase en el puerto de Hambantota en un contexto polémico. India mostró sus inquietudes sobre la integridad de la misión, puesto que cree que podría encubrir una operación de espionaje. Estados Unidos, por su lado, presionó al Gobierno ceilandés a fin de que revocase el ingreso chino al puerto.

Inicialmente, el 'Yuan Wang 5' debía haber llegado a un puerto en Hambantota, en la costa sur de Sri Lanka, el 11 de agosto. Sin embargo, la frágil cuestión ha acabado ocasionando el postergamiento de su llegada.

El postergamiento ocurrió una vez que se plantearan "algunas intranquilidades", según el Ministerio de Exteriores de Sri Lanka, al tiempo que desde Nueva Delhi se señalaron el comienzo de operaciones para estudiar el viaje con relación a la seguridad y los intereses de tipo económico de India, que "toma todas y cada una de las medidas primordiales para salvaguardarlos".

India y EEUU sostienen asimismo que aceptar la visita supondría un trato particular a China en el momento en que el país busca renegociar su deuda y buscar un salve del Fondo Monetario Internacional (FMI) tras meses de convulsión política.

El puerto de Hambantota, de sobra de una década de antigüedad, estuvo plagado de polémicas, en tanto que el Gobierno debió soliciar enormes préstamos para edificarlo. Cuando Sri Lanka no ha podido abonar los préstamos, dio a China un contrato de arrendamiento de 99 años sobre la instalación para calmar de la deuda.