La experiencia de Carlos Sainz en el Dakar revela que no se puede dar por ganado hasta llegar a la meta.

La experiencia de Carlos Sainz en el Dakar revela que no se puede dar por ganado hasta llegar a la meta.

El piloto español Carlos Sainz, de Audi, ha compartido su cautela frente a su victoria final en el Rally Dakar. A pesar de su ventaja de casi hora y media, Sainz es consciente de que en esta carrera "nada se gana antes de la meta". No obstante, esta ventaja le permite tomar precauciones adicionales durante la conducción.

"Aún quedan 170 kilómetros de especial, y conozco esta carrera lo suficientemente bien como para saber que nada se gana antes de la meta, así que primero nos centraremos en terminarla", afirmó Sainz tras la penúltima etapa.

El piloto madrileño hizo hincapié en que se concentrarán en la última jornada. "Vamos a revisar bien el coche en la asistencia, ya que esta especial fue muy exigente para los mecánicos. Sin embargo, si tengo una ventaja de una hora sobre Sebastien Loeb, no será necesario conducir rápidamente", advirtió el "Matador".

"La etapa nos fue bien, a excepción de un pinchazo lento al final de la especial. Sin embargo, cuando vimos a 'Seb' parado al costado de la pista, no asumimos ningún riesgo. Había tantas piedras que parecía una lotería, así que conduje muy despacio. A pesar de eso, incluso a esa velocidad era posible pinchar", concluyó Sainz.

Tags

Categoría

Deportes