Crónica España.

Crónica España.

Feijóo promete derogar Ley de Memoria Histórica si llega al poder y critica a Sánchez por politizar el franquismo.

Feijóo promete derogar Ley de Memoria Histórica si llega al poder y critica a Sánchez por politizar el franquismo.

El líder del Partido Popular, Alberto Núñez Feijóo, ha prometido a sus seguidores que, de llegar a la Moncloa, derogará la Ley de Memoria, una medida incluida en el programa electoral con el que se presentó a las elecciones generales y en el programa del PP Aragón. Feijóo acusó al Gobierno de Pedro Sánchez de revivir el franquismo en cada cita electoral en España, refiriéndose a las próximas elecciones vascas, catalanas y europeas.

"Es un clásico. Cada vez que hay elecciones, se habla del franquismo. El franquismo fue una dictadura, y ETA fue una banda terrorista", declaró Feijóo, criticando al Gobierno por llevar al Tribunal Constitucional las leyes autonómicas de Memoria de Aragón, Castilla y León, y Comunidad Valenciana.

En una entrevista en Antena 3, Feijóo reprochó a Sánchez por sacar a colación el franquismo en época electoral. "El franquismo fue una dictadura y ETA una banda terrorista. Aquellos que no acepten esto, probablemente tendrán un problema. Nosotros no", enfatizó.

Feijóo aseguró que el PP derogará la Ley de Memoria pactada por el PSOE con Bildu. También mencionó que Aragón incluyó este tema en su programa electoral, comprometiéndose a cumplir con esa promesa.

Además, Feijóo anunció que reducirá el IRPF de manera retroactiva a partir del mes de enero del año en que asuma la presidencia, para que la subida de salarios no se vea afectada por la carga fiscal y la inflación.

El líder de la oposición denunció las "69 subidas de impuestos" realizadas por el Gobierno y pidió que los 63.000 millones de euros recaudados de más sean devueltos parcialmente a los ciudadanos. También expresó su preocupación por el aumento del precio de los alimentos en un 30% y la pérdida de poder adquisitivo de los ciudadanos en comparación con otros países de la OCDE. "Los salarios han subido menos que la inflación", advirtió.