Crónica España.

Crónica España.

El consumo de energía por IA impulsa un aumento del 48% en las emisiones de carbono de Google en cinco años.

El consumo de energía por IA impulsa un aumento del 48% en las emisiones de carbono de Google en cinco años.

Google ha informado recientemente que sus emisiones de carbono han aumentado en un 48 por ciento en los últimos cinco años. Este incremento se debe al consumo de energía necesario para utilizar la Inteligencia Artificial en sus productos, alcanzando un total de 14,3 millones de toneladas de dióxido de carbono emitidas en 2023.

El auge de la Inteligencia Artificial ha llevado a las grandes tecnológicas a desarrollar sus propios modelos y tecnologías, como el caso de Google con Gemini. Sin embargo, el uso de esta tecnología conlleva un elevado consumo de energía, lo que incrementa las emisiones de carbono en los centros de datos y supone un obstáculo en la lucha contra el cambio climático.

Según los últimos resultados del Informe Ambiental anual de Google, durante el año 2023 las emisiones totales de dióxido de carbono ascendieron a 14,3 millones de toneladas, lo que representa un aumento del 48 por ciento respecto a las emisiones de 2019.

Google ha expresado su compromiso de lograr cero emisiones netas en todas sus operaciones para el año 2030, a pesar de que la integración de la IA en sus productos ha supuesto un desafío en la reducción de emisiones, causando un aumento del 13 por ciento en las emisiones de carbono durante 2023 comparado con el año anterior.

El aumento en el consumo de energía de los centros de datos de Google se debe a las demandas cada vez mayores de herramientas de IA, lo que ha derivado en un crecimiento del casi 50 por ciento de las emisiones de CO2 en un margen de 5 años.

La tecnológica está implementando iniciativas para reducir su huella ambiental, como la construcción de infraestructuras informáticas más eficientes en el uso de energía. De hecho, los centros de datos de Google son aproximadamente 1,8 veces más eficientes energéticamente que los centros de datos empresariales.

Google ha afirmado que la IA tiene el potencial de mitigar entre el 5 y el 10 por ciento de las emisiones globales de gases de efecto invernadero para 2030, y ha desarrollado iniciativas como la función de rutas de bajo consumo de combustible, que ha contribuido a reducir más de 2,9 millones de toneladas métricas de emisiones desde 2021 hasta 2023, equivalente a retirar aproximadamente 650.000 automóviles de circulación durante un año.