Crónica España.

Crónica España.

China destinará millones para impulsar baterías de vehículos eléctricos.

China destinará millones para impulsar baterías de vehículos eléctricos.

El gobierno de Xi Jinping ha filtrado información que revela los planes de China para invertir alrededor de 6.000 millones de yuanes (763 millones de euros) en el desarrollo de tecnologías destinadas a mejorar la industria de baterías para vehículos eléctricos.

Este ambicioso plan, lanzado a principios de año, se enfocará en las baterías de estado sólido y beneficiará a grandes empresas del sector, como CATL, BYD y el grupo Geely, líderes en el mercado chino de vehículos eléctricos.

Consideradas más potentes, duraderas y rápidas de cargar, las baterías de estado sólido podrían revolucionar la industria de vehículos eléctricos a medida que se avanza hacia la comercialización de baterías de próxima generación.

Según el plan gubernamental chino, por ahora, las baterías de estado sólido se limitarán a vehículos de alta gama debido a los altos costos de producción y de materias primas.

China ya cuenta con una batería de carga ultrarrápida fabricada por CATL, la batería Qilin, que equipará el monovolumen Li Mega con tecnología 5C y una capacidad de 100 kWh, siendo el primer vehículo eléctrico de la marca asiática.

En un esfuerzo por promover la nueva movilidad eléctrica, las empresas chinas están formando alianzas estratégicas, como el proyecto de Huawei para desarrollar cargadores ultrarrápidos capaces de entregar hasta 600 kW de potencia.

Estas acciones del gobierno chino vienen en respuesta al anuncio de Estados Unidos de aumentar los aranceles del 25% al 100% a la importación de vehículos eléctricos chinos a partir del 1 de agosto y a los incrementos en los aranceles para la compra de baterías, microchips y productos médicos.

Según la oficina del Representante Comercial de EE.UU., se implementarán incrementos arancelarios específicos para diversas categorías de productos, incluyendo las baterías de iones de litio, con un impacto estimado de 13.200 millones de dólares (12.182 millones de euros) en importaciones.

El aumento de aranceles para las baterías de iones de litio se aplicará a partir del 1 de enero de 2026, afectando relaciones comerciales valoradas en más de 10.900 millones de dólares (10.059 millones de euros).

Próximamente, la Comisión Europea dará a conocer su postura inicial sobre la importación de vehículos eléctricos chinos el 5 de junio, en un contexto de tensiones comerciales a nivel internacional.