• viernes 30 de septiembre del 2022
728 x 90

Biden firma un emprendimiento de inversión en semiconductores y también investigación científica para acrecentar el potencial de EEUU

img

MADRID, 9 Ago.

El mandatario de EEUU, Joe Biden, ha firmado este martes una exclusiva legislación que contempla un incremento de la inversión en semiconductores y en investigación científica de cara a acrecentar la competitividad de Estados Unidos en comparación con otras enormes potencias de todo el mundo.

El emprendimiento de ley, popular formalmente como 'CHIPS and Science Act', fue aprobado por el Congreso --el Senado y la Cámara de Representantes-- a fines de julio, tras mucho más de un año de trabajo por la parte de la Administración y múltiples iteraciones de la legislación.

Esta novedosa legislación contemplará mucho más de 50.000 millones de dólares estadounidenses (cerca de 49.000 millones de euros) a fin de que los desarrolladores de semiconductores edifiquen plantas manufactura en todo el país. Asimismo, incluye 80.000 millones de dólares americanos (mucho más de 78.300 millones de euros) para el impulso de la innovación y la investigación.

"Nos encontramos mejor posicionados que cualquier otra nación de todo el mundo para ganar la rivalidad económica del siglo XXI", ha aseverado el presidente Biden, quien ha tildado el emprendimiento de ley como "una inversión única en generaciones en Estados Unidos", según recopila 'The Hill'.

Asimismo, el gobernante se mostró convencido de que la medida impulsará la creación de buenos empleos, empleará a trabajadores y va a hacer medrar la economía para, en grupo, impulsar a Estados Unidos hacia el liderazgo industrial más adelante.

La Casa Blanca ha anunciado esta legislación como una solución a los retos en la cadena de suministro que puso de manifiesto la pandemia de coronavirus, a lo largo de la que la escasez mundial de semiconductores provocó retrasos en la producción de vehículos y artículos electrónicos.

Con el emprendimiento de ley, Washington busca acrecentar la producción nacional de semiconductores en un largo plazo para achicar la dependencia de Estados Unidos de esos distribuidores extranjeros. Los impulsores de la iniciativa asimismo estiman que va a ayudar al país a competir de forma directa con China, que tiene su mercado de chips.

"Estados Unidos debe dirigir el planeta en la producción de estos chips avanzados. Esta ley va a hacer precisamente eso", ha inquilino de la Casa Blanca.