• jueves 08 de diciembre del 2022
728 x 90

Asens protege inhabilitar la sedición y ve extraño que Puigdemont no desee: "Es su inconveniente"

img

BARCELONA, 31 Oct.

El líder de Unidas Podemos en el Congreso, Jaume Asens, ha defendido este lunes inhabilitar el delito de sedición del Código Penal y considera extraño, si bien legítimo, que el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont se oponga a ello.

"Hay que inhabilitar esta clase penal. Si al president Puigdemont no le agrada que se desactive es su inconveniente, pero pienso que este delito debe dejar de existir así como está configurado en este momento en el Código Penal", ha sostenido en una entrevista en Ser Cataluña obtenida por Europa Press.

Para Asens, hay que cambiar la sedición por el hecho de que cree que es "un delito anacrónico, que no es propio de un Código Penal democrático", y piensa que su vida a la salud democrática del país y al derecho a queja.

"Sostener este delito es una amenaza no solo a los independentistas, sino más bien asimismo a los activistas de la PAH, a los sindicalistas... La concepción que hace el TS del orden público y el delito de sedición es predemocrática y puede perjudicar al ejercicio de este derecho más adelante", ha subrayado.

Antes de discutir sobre las penas del delito, Asens apunta que primero tienen que ponerse en concordancia exactamente en qué es sedición y de qué manera debe configurarse, aduciendo que para él el 1-O "fue esencialmente una manifestación con apariencia de referéndum" y no sedición.

"Sedición y rebelión son delitos que tienen relación con un individuo accediendo en el Parlamento o en el Congreso con ametralladora, con actos de crueldad con empleo de armas y fuerza", ha apuntado Asens, que piensa que no sería preciso realizar esta distinción sino más bien fuera por el hecho de que, a su juicio, el Tribunal Supremo hace una interpretación de la ley.

Es mucho más, cree que el Supremo ha "abusado" de sus funcionalidades, y ve preciso determinar qué es sedición para eludir diferencias con otros países de europa y con las proposición que defienden organismos de derechos humanos.

También ha advertido de que la reforma del delito no va a llegar antes de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2023, y opina que es "poco creíble" que el PP rompiese la negociación con el Gobierno para actualizar el Consejo General del Poder Judicial por esta cuestión.

Tras proteger la iniciativa de desbloqueo que plantearon para la decisión de los jueces, ha cargado contra los populares: "En el momento en que pierden el poder se atrincheran en el poder de los tribunales y hacen una oposición usando a los jueces como contrapoder, impidiendo que las leyes que se aprueban en el Congreso logren sacarse adelante", ha zanjado.