• sbado 01 de abril del 2023
728 x 90

Ana Obregón, muy conmovida, asiste al homenaje a su padre al lado de sus hermanos: "Estará contentísimo"

img

   MADRID, 9 Mar. (CHANCE) -

   Ana Obregón vive entre los instantes mucho más particulares de su historia y sucede que este 2023 no pudo iniciar mejor. La actriz presentaba públicamente la fundación que creó adjuntado con Alessandro Lequio para la investigación contra el cáncer y su diagnóstico, Fundación Aless Lequio, y además de esto en pocos días, va a salir a la luz el libro que escribió sobre la crónica de su hijo.

   A estas buenas novedades se le suma la de el día de hoy. El Ayuntamiento de Alcobendas ha amado homenajear a su padre, Antonio García, poniendo su nombre a un recorrido que ha estrenado la actriz al lado de sus hermanos. Un acto súper particular que revela el cariño que sus hijos, pero asimismo los pobladores de este pueblo tienen al empresario.

   Europa Press pudo charlar con la comunicadora de televisión y se mostró muy conmovida frente este reconocimiento: "Estará contentísimo él, mi madre y mi hijo que le adoraba. Le admiraba tanto mi hijo a él era su ejemplo de trabajo y esfuerzo. Lo vieron, lo vieron. Desde donde estén lo vieron".

   Ana ha amado resaltar la figura de su madre en la vida de su padre, dejando claro que "sin mi madre al costado no hubiese hecho nada, nada, hay frecuentemente que hombres triunfan en su trabajo, pero mi padre tuvo al costado una pedazo de señora que era mi madre cuidando de cinco hijos que solo nos llevamos cinco años entre nosotros. Cuando uno cogía el sarampión desde el de un año hasta el de siete todos con sarampión y no se quejaba mi madre. Ahora las mamás estamos trabajando y con un hijo nos hundimos como que no nos ofrece tiempo pero bueno".

   Así, la actriz nos explicó que hablamos de "un homenaje a mi padre por la tarea que hizo toda la vida haciendo un trabajo, de una familia súper humilde, que con once años comenzó a trabajar a lo largo de la guerra. Quien le iba a decir a ese niño que con 12 años debía adecentar pocilgas que iba a tener una calle con su nombre" y nos desvelaba que "comenzó a trabajar a los once años y dejó de trabajar a los 89".

   Un hombre que jamás se deseó sacar, en tanto que sus hijos "le obligábamos. Él se alzaba a las 7 de la mañana a trabajar al despacho con 89 años. Nos dió una lección de vida un tanto dura por el hecho de que a mí siempre y en todo momento me afirmaba 'sé la mejor oportunidad de ti misma' y eso es espectacular, es un reto. Estará contentísimo él, mi madre y mi hijo que le adoraba".

   Por último, Ana ha amado realizar hincapié en lo particular que este reconocimiento "tras estos un par de años que nos hemos unido para cosas tan dolorosas" y abandonaba las cámaras pues la emoción le invadía el cuerpo al tener muy presente no solo a sus progenitores, sino más bien asimismo a su hijo: "Estoy muy conmovida disculparme".