• viernes 07 de octubre del 2022
728 x 90

Alemania eleva el nivel de alarma por la crisis del gas ruso

img

MADRID, 23 Jun.

El Gobierno de Alemania ha alto a una segunda etapa el nivel de alarma por la crisis energética gracias a la amenaza de Rusia para el suministro de gas, tras haber proclamado el mes pasado de marzo el nivel de alarma temprana.

El ministro alemán de Economía, Robert Habeck, confirmó la activación del segundo de los tres escenarios del proyecto estatal de urgencia, tras los recientes cortes del fluído de gas desde Rusia, si bien ha subrayado que de momento el suministro está garantizado.

"El suministro de gas está garantizado", ha señalado Habeck, quien, no obstante, ha advertido de que el gas "es en este momento un bien poco" en el país. "Aun si aún no lo sentimos, nos encontramos en una crisis de gas", ha reconocido.

En este sentido, el ministro alemán ha subrayado la relevancia de achicar el consumo de gas a lo largo del verano con vistas al próximo invierno y ha asegurado que el Gobierno se ha listo con anticipación para este ámbito, introduciendo la puesta en desempeño de centrales térmicas de carbón.

"Todos y cada uno de los usuarios, en la industria, en las instituciones públicas y en los hogares, tienen que achicar el consumo de gas tanto como resulte posible a fin de que tengamos la posibilidad pasar el invierno", ha insistido.

El plan de urgencia energética de Alemania contempla un tercer nivel de alarma caso de que la crisis se agravase y los competidores del mercado no fuesen capaces de conducir la situación por sí solos.

En esta situación, el Estado intervendría en el mercado, convirtiendo la Agencia Federal de Redes en el "distribuidor de carga federal", con lo que sería responsable de saber en coordinación con los operadores la distribución de gas, resaltando que los hogares, compañías sociales u centros de salud disfrutan del estatus de usuarios protegidos.