• domingo 25 de septiembre del 2022
728 x 90

84 millones de pequeños corren el peligro de continuar sin escolarizar en 2030

img

MADRID, 7 Jul.

Al final de la década proseguirá habiendo 84 millones de pequeños y jóvenes sin escolarizar y solo uno de cada seis países conseguirá lograr el Objetivo de Desarrollo 4 y poder el ingreso universal a una educación de calidad de aquí a 2030 "si no se adoptan medidas auxiliares".

Así lo expone el informe 'Entablar compromisos: Puntos de referencia nacionales del ODS 4 para editar la educación', que recopila la culminación de un desarrollo de cinco años que permitió a los países entablar sus objetivos para poder el ingreso universal a una educación de calidad.

Según el informe, apoyado en datos otorgados por nueve de cada diez Estados Miembros de la organización, los países prevén que el porcentaje de alumnos que alcanzan las competencias básicas en lectura en el final de la escuela principal va a aumentar del 51% en 2015 al 67% en 2030.

A pesar de este avance, se calcula que 300 millones de pequeños y jóvenes proseguirán sin tener las competencias básicas en aritmética y alfabetización que precisan para tener éxito en la vida.

Además, pese a la promesa de la finalización universal de la escuela secundaria, uno de cada seis países quiere cumplir este propósito para 2030 y 4 de cada diez jóvenes del África subsahariana acabarán la escuela secundaria.

Los datos de los gobiernos detallan que, aun si se cumplen los objetivos nacionales, "estos son deficientes", puesto que se estima que va a haber 84 millones de pequeños y jóvenes que no van a ir a la escuela a fines de la década.

"La mayoría de los gobiernos han predeterminado puntos de referencia nacionales para seguir hacia el propósito vital de la educación: es una señal de deber serio. Pero la red social en todo el mundo tiene en este momento la compromiso de impulsar sus sacrificios llenando las lagunas de datos sobrantes y dando prioridad a la financiación de la educación. Es la única forma de contestar a las pretensiones identificadas y hacer un encontronazo realmente transformador", ha proclamado la subdirectora General de Educación de la UNESCO, Stefania Giannini.

Por su parte, el ministro de Educación Básica y Secundaria Superior, y jefe de innovación del gobierno de Sierra Leona, y Presidente del Consejo Asesor del Informe de Seguimiento de la Educación en el Mundo, David Sengeh, ha advertido de que la Covid-19 agudizó la crisis didáctica que existe. "De aquí a 2030, se prevé que bastantes pequeños se van a quedar fuera de las salas. Podemos y debemos llevarlo a cabo mejor. El liderazgo de la UNESCO es esencial en el momento de respaldar a los gobiernos a fin de que confirmen puntos de referencia ahora mismo crítico", dijo.

El informe solicita que se fortalezca la cooperación regional y también en todo el mundo, "tal es así que cada país logre inspirarse en sus pares para llevar a cabo y utilizar resoluciones". La UNESCO se ha puesto en compromiso a "hacer más simple este diálogo" entre sus 193 Estados Miembros y proseguirá "aportando su experiencia" para contribuir a prosperar el rastreo y la presentación de reportes de los países sobre las misiones del ODS 4 conforme se aproxima el 2030.